Modificaciones líneas 27 y 28 / + modificaciones (actualizado)

Con motivo de la paulatina finalización de las obras en la Pl. Ciutat de Bruges, al lado del Mercat Central, se van a ir reponiendo los itinerarios habituales de las líneas afectadas de estos tres años de trabajos en el aparcamiento subterráneo y la estructura de la futura estación de la todavía más futura línea de tranvía-metro T2.

Ahora le toca a la 27 y a la 28. Desde el próximo lunes, la 27 recupera su itinerario por la calle San Vicente a buscar el Mercado Central, con nuevos horarios adaptados a la ruta.

Lo mismo ocurre con la 28, que abandona la regulación de Ajuntament-Cotanda para llegar de nuevo a la Avenida del Oeste. Esta línea también cambia horarios, pero a partir del 3 de octubre, y con un sustancial aumento en la oferta de la hora punta de la mañana, donde se prevén frecuencias de hasta seis minutos. Así que debe incorporar al menos un par de “dos platos”. (Foto: Enrique Andrés Gramage)

LEVANTE-EMV VALENCIA
La Empresa Municipal de Transportes de Valencia (EMT) introducirá el próximo 3 de octubre una serie de modificaciones puntuales en diversas líneas de la red con la finalidad de ajustar los tiempos de viaje y el servicio en general a las condiciones reales a día de hoy, mejorando tanto el servicio como la eficiencia del mism. Los cambios afectarán, sobre todo, a los barrios de Sant Marcelino y San Isidro y al entorno de la ronda sur.

EMT va a mejorar la velocidad comercial de líneas como la 4 “Natzaret – Pl. Ajuntament”, 6 “Torrefiel – Malilla”, 7 “Mislata – Fta. Sant Lluís”, 11 “Patraix – Orriols”, 13 “Fta. Sant Lluís – Baró de Càrcer” y 28 “Ctat. Artista Faller – Mercat Central”. Junto a éstas, hay líneas que se ajustan a su nueva demanda, como son el caso de las líneas 60 “Av. Baró de Càrcer – Torrefiel”, 64 “Benicalap – Es. J. Sorolla/Nou Hosp. La Fe”, 89 y 90 “Circular – Ronda trànsits”, en las que ha incidido el traslado de los servicios sanitarios del nuevo hospital La Fe al barrio de Malilla. Así, se ajustará la frecuencia de la línea 60 que se reduce hasta los 7 minutos, y una mejora del servicio matutino de la línea 64, momento de mayor demanda por coincidir con las consultas externas y mayor afluencia de trabajadores al hospital. Igualmente, las líneas 89 y 90, mejoran su frecuencia hasta los 5 minutos. En la línea 72, se cancelarán las paradas de Picapedrers y Argentes, por considerarlas de poco tráfico.